Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Goltz y González, autocríticos con la igualdad

Todo cauce vuelve a su normalidad, y el empate en cero en La Fortaleza ayer por la noche frente a Tigre permitió que Lanús recupere el juego pendiente de la decimocuarta fecha de este Torneo Final 2014. Tras el mismo, dos de los que dialogaron ante los medios fueron Paolo Goltz y Diego González, quienes coincidieron en que más allá del planteo especulador propuesto por el visitante, el conjunto de los mellizos Barros Schelotto no logró plasmar el ritmo y el funcionamiento que acostumbra y esa fue una de las claves para la igualdad. 
 
El zaguero y el mediocampista central opinaron que más allá de intentar con diferentes variantes, no quebrantaron al rival. "Se dejó todo en la cancha. Tigre se cerró bien y por más que buscamos por todos lados y quisimos llevarnos los tres puntos en todo momento, no fuimos muy superiores al oponente", analizó Goltz. González, por su parte, expresó: "Hay que ser autocríticos. Por más que hayan hecho tiempo cada vez que se iba la pelota y, en consecuencia, nos hayan hecho perder ritmo, no hemos jugado un gran encuentro. Lo rescatable es que no perdimos y seguimos en la pelea".
 
Por estas mismas razones, prefirieron olvidar el traspié sufrido y pensar en lo inmediato, es decir, el partido frente a Gimnasia el próximo domingo, en el Bosque. Ante esta situación, el volante del elenco del Mellizo manifestó: "Ya pusimos el chip en lo que será el choque ante Gimnasia. Es un gran rival que está pasando por un momento bárbaro. Nosotros vamos a salir a ganar como lo hacemos en todas las canchas e intentaremos luchar hasta el final. Mientras haya chances, las esperanzas van a continuar". El capitán, por su lado, enfatizó: "Más allá de que ahora no dependa solo de nosotros, el fin de semana tenemos que ganar. No hay excusas".
 
Por último, antes de retirarse, ambos concordaron en que la actuación arbitral dejó ciertas dudas, tanto en jugadores como en espectadores. González se mostró cauto: "Más allá de que hubo errores arbitrales, no es excusa para lo que sucedió en el transcurso del encuentro". El capitán, por su parte, expuso su teoría: "No me gusta hablar del papel de los árbitros, pero la de hoy a la noche creo que no fue una buena actuación de Trucco". Luego, concluyó: "Los jugadores tenemos que pensar en jugar, y no en observar el rol de los jueces. Hoy no hicimos un gran partido y esa fue la principal razón de porque no logramos el éxito que deseábamos". 

OTRAS NOTICIAS